Cerca de Playa San Juan, se ubica Alcalá, otro atractivo pueblo conocido por sus bajas volcánicas y su exhibición de fuegos del 15 de agosto. Junto a su plaza, se sitúa una coqueta zona de baño con arena, solarium y otras prestaciones. Justo detrás del complejo turístico Palacio de Isora, desde 2013 se oferta tres nuevas calas de arena negra, varias piscinas naturales y zonas para pasear y disfrutar en familia bajo el nombre de paseo y playa de La Jaquita. Alcalá, núcleo con una rica oferta gastronómica, de alojamiento y comercial, es un referente para numerosos tinerfeños y visitantes que pasan por uno de los rincones más emblemáticos de un pueblo que lleva tiempo apostando por un turismo de calidad.